APDHA en Algeciras denuncia graves deficiencias en la atención social municipal

Ayuntamiento de Algeciras. Foto: Falconaumanni (Wikimedia commons CC BY-SA 3.0)
  • Critican que la atención social es insuficiente y poco ágil en una situación dramática, con población pasando hambre y colectivos vulnerables “literalmente ignorados”
  • Reclaman la activación de la Red de Trabajo por la Inclusión Social, que coordina esfuerzos entre administraciones y entidades sociales

Algeciras, 24 de abril de 2020.- Desde la delegación del Campo de Gibraltar de la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía (APDHA) denunciamos en una nota de prensa las graves deficiencias en la atención social que realiza el ayuntamiento de la localidad y pedimos que rectifique y active la Red TRIS (Trabajo en Red por la Inclusión Social), creada para la coordinación efectiva entre administración y las diferentes entidades ante los casos de mayor vulnerabilidad y exclusión.

Tras semanas de cuarentena debido a la crisis sanitaria por el coronavirus, alertamos de que la situación que atraviesa el Campo de Gibraltar y, en particular, Algeciras, es dramática para muchas familias, que no tienen para comer ni para pagar servicios básicos como luz, gas o alquiler.

Según hemos podido conocer, los ayuntamientos de Los Barrios, San Roque y La Línea, “en mayor o menor medida, están respondiendo de manera efectiva a las demandas y existe una coordinación efectiva entre administración y entidades”. Sin embargo, denunciamos que en Algeciras “es una misión casi imposible contactar a través de los teléfonos que han publicitado”, no se ha convocado la Red TRIS, ni se ha dado respuesta ante la propuesta de convocarla.

Numerosas personas han perdido la esperanza de ser atendidas tras varios días y decenas de llamadas intentando contactar. A pesar de que la concejala de Servicios Sociales refiere en los medios de comunicación que hacen frente a 300 consultas y peticiones de ayuda diarias, los relatos de la ciudadanía hacen concluir que la atención social está resultando insuficiente y la gestión poco ágil, ya que la atención exclusivamente telefónica y solo en horario de mañana, está generando indignación entre la población. “El listado de atención por los Servicios Sociales, que suele ser de 600 personas, es ahora de un millar, lo que nos da una visión real de la situación de necesidad de muchos algecireños y algecireñas”.

Respecto a las personas que se encuentran en situación de mayor vulnerabilidad, el ayuntamiento tampoco ofrece respuestas eficientes ni para aquellas que han quedado varadas en Algeciras por el cierre de la frontera con Marruecos y la suspensión de la travesía del Estrecho. Algunas se encuentran hacinadas y malviviendo en sus coches en el Llano Amarillo o en casas alquiladas, sin comida, ropa, servicios de higiene, ni información para salir de su situación. APDHA está tratando de encauzar una casa de la Bajadilla donde están confinadas 22 personas sin alimentos y sin poder ducharse.

En cuanto a las personas sin hogar, fueron finalmente acogidas de forma tardía, delegando totalmente esta responsabilidad en la labor de las ONG. En estos momentos el seguimiento es bastante opaco y aún hay cuestiones básicas deficitarias,  como que las personas pasan frío en las instalaciones.

Por otro lado, las mujeres que ejercen el trabajo sexual y que no tienen ningún tipo de derecho sociolaboral, se caracterizan por su elevada movilidad, por lo que muchas no están empadronadas en la zona, y por ello, quedan, junto a la población migrante en situación irregular, excluidas de las ayudas municipales. Estos colectivos de población habitualmente condenados a los márgenes sociales son “literalmente ignorados por la Administración local, que no se plantea un mínimo de apoyo en la cobertura de sus necesidades básicas”.

En cuanto a vivienda, recriminan, el ayuntamiento ha anunciado que colabora con la tramitación de las peticiones de ayuda a la Junta de Andalucía y que, además, tiene sus propias ayudas, “pero la realidad es que este servicio municipal está cerrado y están derivando gente hacia colectivos sociales como la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH), organización compuesta por voluntariado”.

Por último, criticamos que “los presupuestos municipales para ayudas sociales del ayuntamiento son de pena, sobre todo en estos momentos. Los 400.000 € de ayudas directas para 2020, si antes eran de por sí limitados, en estos momentos lo son mucho más. Desde la asociación dudamos de los 160.000 euros extra liberados para este fin por el ayuntamiento y esperamos que los 421.112 euros que corresponden a Algeciras del fondo social creado por el Gobierno central lleguen por fin a quienes más lo necesitan.

Comments are closed