APDHA Córdoba pide al Ayuntamiento de Puente Genil y a la Junta de Andalucía que rectifiquen la cancelación del centro de protección de menores extranjeros

 

Córdoba, a 12 de octubre de 2018

Esta semana hemos conocido que la apertura de un centro de protección dirigido a menores extranjeros/as no acompañados/as en Puente Genil ha sido cancelada. Era un proyecto de la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía en colaboración con el Ayuntamiento de la localidad cordobesa, que iba a poner en valor un edificio en desuso desde hace años, aportar un nuevo recurso social y generar empleo en el pueblo, y lo que es más importante, dar protección a un colectivo especialmente vulnerable.

La razón para que finalmente no se haya puesto en marcha el proyecto ha sido el rechazo de algunos sectores vecinales, que han esgrimido argumentos como “estos niños se han criado en la marginación y han vivido en un ámbito de violencia como algo natural” lo que, en su opinión, provoca que los vecinos se sientan “inseguros” ante la posibilidad de la apertura de un centro de protección para el colectivo en su barrio, siendo la solución, para esta parte del vecindario, la “devolución inmediata” de estos/as niños/as a sus países de origen. Nos parece muy preocupante que este tipo de sentimientos y miedos infundados estén calando en parte de la población de la provincia, a nuestro juicio, como consecuencia de la irresponsable campaña político-mediática de criminalización de las personas de origen inmigrante en general y de los/as menores extranjeros/as no acompañados/as en particular que estamos sufriendo en los últimos tiempos.

Pero solo podemos calificar de absolutamente inaceptable que la consejería y el consistorio pontanense se hayan plegado a estas presiones. Y aún más grave, que el alcalde, Esteban Morales, incluso haya declarado que “comprende las reacciones de preocupación y desasosiego de los vecinos” sobre esta materia, y que haya procedido a “trasladar ese malestar a la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales” y que ésta haya “mostrado su compresión…desistiendo de la apertura del citado centro MENA”. Una comunidad autónoma y un ayuntamiento gobernados por un partido que se autodenomina “progresista” (PSOE) no pueden bajo ningún concepto, en nuestra opinión, subordinar sus políticas sociales a reacciones de ciertos grupos minoritarios que bordean el racismo y la xenofobia.

Sospechamos que la cercanía de las elecciones autonómicas y locales ha pesado en esta decisión. En los últimos años partidos conservadores y socialdemócratas europeos han querido frenar el auge de la ultraderecha asumiendo algunos de sus postulados, consiguiendo el efecto contrario. Con la intolerancia no se contemporiza, se combate con firmeza democrática, defensa cerrada de los Derechos Humanos y mucha pedagogía ciudadana.

La localidad cordobesa lleva muchos años mostrando su solidaridad con personas migrantes en situación de vulnerabilidad. Que el alcalde se pliegue a los posicionamientos reaccionarios de una minoría desinformada dice muy poco del concepto que tiene el regidor de la sociedad pontanense en general. Los/as menores extranjeros/as no acompañados/as no son niños/as peligrosos/as, son niños/as en peligro, respecto a los cuales existe una obligación legal, moral y cívica de protección, por lo que realizamos un llamamiento a la Junta de Andalucía, al Ayuntamiento de Puente Genil y al PSOE andaluz a rectificar de forma inmediata la decisión tomada.

 

VER COMUNICADO EN EL BLOG DE CÓRDOBA

 

Comments are closed