APDHA Sevilla presenta su segundo recurso ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía por restringirle el derecho de reunión

 

La Delegación de APDHA  en Sevilla presenta su segundo recurso ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía por restringirle el derecho de reunión (concentración).

  • Exigimos la rectificación inmediata de la denegación del derechos de reunión  y de no ser así, la dimisión o el cese del subdelegado del Gobierno de Sevilla
  • La asociación muestra su indignación por el recorte de derechos fundamentales por parte de la Subdelegación del Gobierno

 

Sevilla, 19 de febrero de 2020-. La Delegación de Sevilla de la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía (APDHA) hemos presentado hoy nuestro segundo recurso ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía por la denegación de una comunicación de concentración en Sevilla. Desde la asociación manifestamos nuestra indignación por lo que considera un proceder nada democrático del subdelegado del Gobierno de Sevilla, Carlos Toscano Sánchez, exigimos la rectificación inmediata y, de no ser así, su dimisión o el cese  por parte del Gobierno de España.

Este jueves, 20 de febrero, hemos convocado a las 11:30 horas una concentración frente a la Subdelegación del Gobierno en la Torre Norte de la Plaza de España para exigir al Gobierno español el respeto de los Derechos Humanos en las fronteras y en contra de las devoluciones en caliente, a raíz de la reciente sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos. De nuevo la Subdelegación nos ha prohibido la concentración.

Sabemos que estas actuaciones forman parte del recorte que se pretende hacer de los derechos fundamentales. Como asociación defensora de los derechos humanos no podemos dejarnos amedrantar. Haremos la concentración al tiempo que hemos presentado un recurso ante la Sala de lo Contencioso-administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía y mañana a las 9:00 será la vista que esperamos sea favorable.

Desde APDHA queremos manifestar que nuestra asociación tiene entre sus principales objetivos la defensa activa de los derechos humanos. Para esta tarea es normal la convocatoria de distintos tipos de movilizaciones en la calle (manifestaciones, concentraciones, etc.). Lo venimos haciendo desde hace casi 30 años y lo vamos a seguir haciendo a pesar del hostigamiento que estamos sufriendo, especialmente desde febrero de 2018 en que fuimos multados por una concentración, en defensa del derecho a la vivienda,  frente al Ayuntamiento de Sevilla.

En la manifestación del pasado 10 de diciembre, Día Internacional de los Derechos Humanos,  sufrimos un cerco policial impropio para una manifestación en un Estado democrático y de derecho.

El pasado 13 de octubre apareció sin vida una persona sin hogar en las inmediaciones de la muralla de la Macarena. Convocamos y comunicamos una concentración con carácter de urgencia a la Subdelegación del Gobierno en Sevilla y esta nos la prohibió alegando que no había motivo de urgencia lo que nos indignó por partida doble: falta de sensibilidad ante la muerte de una persona totalmente vulnerable y por conculcar de manera arbitraria el ejercicio de derechos fundamentales. Hicimos la concentración, como es nuestra obligación, y presentamos un recurso al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía del que estamos a la espera de resolución favorable.

Sabemos que estas prácticas nada democráticas no sólo nos está afectando a nuestra asociación, sino que es una práctica habitual y que no persigue otra cosa que el recorte de facto del derecho a la libertad de expresión, la criminalización y estigmatización de la protesta social y el castigo de la disidencia, algo que consideramos muy grave para un Estado que se define como social, democrático y de derecho.

 

VER COMUNICADO EN EL BLOG DE SEVILLA

 

Comments are closed