Programa de Sensibilización en Derechos Humanos “ESCUELA Y COMPROMISO SOCIAL”

La revista de educación CONVIVE, en su numero de diciembre, ha acogido un artículo de nuestros compañeros Antonio Lobato y Cristina Serván de presentación del Programa “ESCUELA Y COMPROMISO SOCIAL” de sensibilización en Derechos Humanos  que desarrollamos la APDHA en Centros Educativos de la Bahía de Cádiz y La Janda. La revista completa os la podéis bajar en esta dirección: http://convivesenlaescuela.blogspot.com.es/

¿Qué es la Asociación pro Derechos Humanos de Andalucía (APDHA)?
La APDHA es una asociación de carácter privado, sin ánimo de lucro, cuyo fundamento lo constituye la Declaración Universal de los Derechos Humanos, promulgada por la ONU en 1948.
Nuestras actividades pretenden reivindicar la plena vigencia de los DDHH como instrumento de transformación social, mediante la sensibilización de la población, la denuncia pública de las vulneraciones de derechos humanos que viven las personas y el apoyo a los colectivos más vulnerables.
La APDHA cumple en 2015 veinticinco años en su labor en la defensa de los DDHH, a pesar de la intensa actividad que viene desarrollando desde sus comienzos, se puede observar que la labor de la organización no deja de ser necesaria, siendo cada vez más imprescindible y urgente.

¿Por qué el programa ESCUELA Y COMPROMISO SOCIAL?
El programa Escuela y Compromiso Social, que hemos puesto en marcha, pretende abordar la necesidad de incidir en el espacio educativo para promover cambios sociales más amplios y duraderos.
La situación actual de los DDHH en el mundo y en nuestro entorno más cercano exige un compromiso eficaz para difundir el conocimiento de la Declaración Universal y una mayor conciencia social de todos y de todas para velar por su cumplimiento. El contexto socioeconómico actual, ha revelado cómo los DDHH se devalúan en favor de una pretendida estabilidad económica, mientras que nosotros y nosotras consideramos que los derechos de las personas no pueden ser moneda de cambio y como tales, deber ser respetados.
Nuestros objetivos son dar a conocer los Derechos Humanos, fomentar la reflexión sobre el sistema de valores de nuestras sociedades y analizar las bases éticas y morales de la legislación en materia de derechos humanos, así como evidenciar la necesidad imperativa de garantizar que a ningún ser humano se le nieguen los derechos fundamentales que establece la Declaración Universal.
También pensamos que la educación en Derechos Humanos no se debe limitar a impartir conocimientos sobre éstos. Fundamentalmente, se debe tratar de cambiar actitudes y comportamientos, así como desarrollar en el alumnado nuevas aptitudes que les permitan analizar la realidad y estimular la participación activa. Ponemos el foco en el protagonismo del alumnado como agentes transformadores de la sociedad, por ello la propuesta transciende la mera reflexión, y propone la generación de propuestas de activismo al alcance del grupo, que promuevan los DDHH y valoren la solidaridad.

IES Feernando Quiñones (Chiclana)

IES Feernando Quiñones (Chiclana)

¿Cuál es el tratamiento de los Derechos Humanos en el Sistema Educativo?
Nuestra experiencia en el trabajo con el profesorado de los centros de la Bahía de Cádiz por donde pasamos, puede valorarse desde una doble perspectiva:
• La postura oficial. En donde detectamos un tratamiento de los DDHH atomizado, puntual y absolutamente disperso por el currículum académico. Se trabajan en la asignatura de Educación para la Ciudadanía y los Derechos Humanos de 3º ESO (al menos en Andalucía). Si bien es cierto que muy poco profesorado y editoriales incluyen la segunda parte del nombre de la asignatura.
Se trabajan en Ética de 4º ESO y también en Filosofía de 1º de Bachillerato. Por si fuera poco, aparece éste curso la asignatura de Valores Éticos, donde vuelven a estar presentes los DDHH, aunque al tratarse de una materia alternativa a Religión, éste último alumnado parece no necesitar ésta información.
• El profesorado. El contacto habitual para la presentación de nuestro programa es el departamento de Filosofía, donde normalmente encontramos una extraordinaria acogida a nuestra propuesta. Profesorado que enseguida valora la complementariedad de nuestro mensaje con sus programas. Sin embargo, no siempre es así; también trabajamos conjuntamente con orientadores y orientadoras, tutores y tutoras y profesorado de cualquier materia. Esto nos ha llevado a una conclusión que nos parece esencial: lo realmente importante es educar para los Derechos Humanos y aquí todo el profesorado cabe. Lo importante es que los DDHH estén siempre en la maleta de todo el profesorado, en cualquier momento, en cualquier clase…

¿En qué consiste el Programa que venimos trabajando?
Este programa específico propone la realización de talleres de DOS HORAS de duración, con varias propuestas que se desarrollan a lo largo del curso escolar. Se incluye también la posibilidad de elegir un contenido específico en el segundo trimestre para profundizar sobre la temática que se decida más interesante, o adecuada al grupo:1er trimestre

Esta distribución de contenidos diferenciados viene a plantear una continuidad a lo largo del curso escolar, pero también una coherencia en el aprendizaje y la respuesta que demanda el alumnado para adquirir su propio protagonismo en la defensa de los DDHH.
La fase de sensibilización pretende ser una toma de contacto más reflexiva y orientada al debate. La propuesta se centra en la evidente contradicción entre el contenido de la Declaración Universal de DDHH y la realidad que conocen, y que les llega todos los días a través de los informativos.
La fase de profundización pretender satisfacer las inquietudes con respecto a un tema concreto que haya interesado especialmente al grupo durante la fase de sensibilización. Estos contenidos pretender mostrar con detalle la complejidad de las situaciones y las oportunidades para abordar una defensa de las personas afectadas, basándonos en la Declaración.
Finalmente, en la fase de activismo, planteamos las condiciones necesarias para que el alumnado adquiera protagonismo como transformador de la realidad. Con los conocimientos adquiridos sobre un tema concreto, esta última fase propone la autoorganización para el desarrollo de acciones concretas, basadas en la sensibilización, reivindicación y otras estrategias solidarias que estén a su alcance.

¿A quién va dirigido?
• Alumnado de 3º y 4º ESO. La relación del tema con las asignaturas de Educación para la Ciudadanía y los DDHH (3º) y Ética (4º) hacen que sea éste profesorado el más adecuado.
• Sesiones de Tutoría en 4º ESO.
• Ciclos Formativos de FP en Integración Social y Animación Sociocultural
• Centros de Educación de Personas Adultas
• Otros colectivos.

¿Cómo lo trabajamos en el aula? La metodología
Planteamos una metodología práctica y para la que no son necesarios demasiados recursos humanos o materiales. Partimos de la declaración de DDHH, desde una óptica altamente crítica, ya que cada derecho es analizado desde las vulneraciones que se suceden, enfocando el debate hacia los orígenes que las propician.

IES Sagrada Familia (Chiclana)

IES Sagrada Familia (Chiclana)

IES Sagrada Familia (Chiclana)

IES Sagrada Familia (Chiclana)

Las claves del desarrollo de los contenidos son las siguientes:
• El programa es presentado con una metodología participativa y activa.
• Se encuentra claramente centrado en la fuerza de las imágenes. Imágenes centradas en la situación actual de los derechos humanos en España y en el mundo.
• La valoración y el debate que propician las imágenes son el eje de la sesión.
• Procuramos insertar también algunas dinámicas de aula que sirvan para tomar conciencia.
• Incluimos algunos spots o clips de 2 o 3 minutos de duración que tienen que ver con los temas que reflejan cada uno de los derechos humanos para contribuir también a la reflexión sobre los temas. Normalmente no previstos, recurrimos a ellos cuando el debate ha adquirido relevancia en torno a un tema concreto, como una manera de ilustrarlo.
Proporcionamos también algunas claves de activismo que actúan para denunciar y reivindicar los derechos humanos, aportando alternativas e iniciativas útiles para su defensa

Algunas valoraciones sobre su implementación
Finalmente, incluimos una serie de valoraciones que la puesta en marcha del programa nos está aportando. Quizás más adelante podamos ofrecer una valoración más estructurada y académica.
• Hemos detectado una sintonía muy clara entre los contenidos de nuestro programa y el momento evolutivo de las edades con los que trabajamos. Factores como la rebeldía adolescente, su ideal de lucha por la justicia y por la equidad, su disconformidad con el mundo adulto, etc.. se encuentran plenamente integrados en nuestro discurso.
• Funciona mejor en 4º que en 3º ESO. Los temas, el lenguaje adulto, la contundencia de las imágenes.. sintonizan mejor con éstas edades. Al menos en cuanto a la intensidad del debate, de los posicionamientos que realizan en el transcurso de las sesiones.
• El valor del componente audiovisual les llega de una forma más directa que el expositivo, tanto en imágenes como en cortos
• El programa necesita una permanente actualización con imágenes presentes en los informativos. Las reconocen enseguida, y eso propicia más el debate. El caso de las personas refugiadas sirias en los últimos meses es un ejemplo evidente.
• Resulta llamativa la madurez con la que se expresan algunos alumnos y alumnas. A veces tenemos una idea equivocada, infantil, sobre ellos y ellas…
• No siempre la respuesta del alumnado es la prevista inicialmente cuando diseñamos los materiales. Aquellas imágenes o temas que, como persona adultas, nos resultan más impactantes pueden pasar desapercibidas al presentarlas, y al revés. Por ejemplo, pensábamos que el derecho que considera que “la justicia es igual para todos” iba a ser poco relevante, y es de los más debatidos en las sesiones.
• El programa presenta algunas dificultades de adaptación al horario clásico de los institutos, con sesiones de clase de 50 / 60 minutos. Casi siempre nos resulta insuficiente el tiempo.
• Nuestro contacto con el centro suele ser el orientador o la orientadora. Aunque no siempre. En realidad, buscamos al profesorado del centro más sensible a la situación de los DDHH. Aunque siempre nos planteamos ¿no debería ser éste tema sensible a todo el profesorado? ¿no debía estar presente en su formación inicial?
• Ha resultado muy positivo establecer un clima de proximidad que provoque que el alumnado no se sienta evaluado ni en sus conocimientos, ni en sus opiniones. Salirse del discurso “políticamente correcto” es difícil, pero necesario para profundizar en las concepciones adquiridas a través del contexto familiar o social.
• La identificación con la propia vida para explicar la ajena. La empatía con las personas que viven la vulneración de derechos se establece cuando pueden analizarlo en términos de su vida cotidiana. Fundamentalmente en aspectos relacionados con las migraciones y fronteras. Es especialmente relevante la visualización de las coincidencias con los proyectos migratorios que les afectan en sus vidas, actuales o futuras.

Nuestra valoración final no puede ser más positiva. Estamos haciendo el programa en más de quince centros de la Bahía de Cádiz y el curso pasado trabajamos con más de mil alumnos. Invitamos a todos las personas que nos leen a que se planteen la necesidad de abrir las puertas de su centro y de su clase a éste análisis, a sumarse con nosotros a éste debate. Pensamos que la escuela no puede permanecer al margen de la realidad, que la escuela no debe ser insensible a la injusticia, que no puede, ni debe, ser neutral.

Gracias.

antoniocristinaAntonio Lobato y Cristina Serván

Podéis contactar con nosotros en cadiz@apdha.org

 

Los comentarios están cerrados.